¡PUUUUUTTTOOOOO”: MOLOTOV CREA CATARSIS COLECTIVA

Por: Alberto Barajas/Fotografías: Lulu Urdapilleta (OCESA)

molo3Un celular y cartera robados, lluvia de “cerveza”, lluvia de basura, goyas, mentadas de madre y más de 20 mil asistentes se dieron cita para “pedir pastel”. Y es que la agrupación oriundo del extinto Distrito Federal, MOLOTOV, cumplió 20 años de ser los juniors contestatarios que gritan lo mal que está el país, y lo hacen cantando.

Fueron poco más de tres horas en la que Tito, Micky, Paco y Randy entonaron aquellos éxitos que han marcado generaciones y que al pasar de los años, continúan siendo atemporales, porque siempre hay a alguien a quien le puedas decir Chinga tu madre, pero también te hace unirte en un Voto Latino para la igualdad de raza, pero ya al calor del alcohol y si llevas a tu chica te pones a bailar Rastamandita, con todo y “tallones”.molo7

Desde temprano, miles de fanáticos que ya oscilaban entre los 30 y 40 años se reunieron para ver a un cuarteto de adultos que siguen comportándose en el escenario como aquellos chicos de 20 años que le gritaron a los cobardes “puto”. Larga fue la espera y casi al filo de las 9 de la noche, una guitarra, dos bajos y una batería ponían el sabor con Que no te haga bobo Jacobo, dedicada a aquellos periodistas que se encargan de tergiversar la información; de ahí agarraron vuelo y recetaron canciones que van desde Amateur hasta Lagunas Mentales.

molo5Una a una, no había ningún tema que la masa no se supiera. Han sido 20 años de cantar las mismas canciones en miles de conciertos y giras. Canciones como Parasito, Here comes the mayo o Rap, soda y bohemia, que este humilde servidor, que escribe, tenía años de no escucharlas; pero que fueron esas con las que conoció a Molotov en aquellos años de secundaria.

Intensos moshpits a lo largo y ancho de la pista circular del domo de cobre, miles de puños arriba gritando y sacando aquellas frustraciones del trabajo, la escuela y todo lo negativo. Casi al finalizar la velada, el grito de !PUTO¡ se escuchaba al unísono, hasta que el gran cierre aquella olla express llamada Palacio de los Deportes, estalló cual bomba molotov con esa canción incómoda e intensa, Puto, haciendo que aquello se convirtiera en una catarsis colectiva.

El 9 de septiembre no quedará en el olvido, porque fue el día en que aquel cuarteto gritó a la ciudad de México y al mundo entero: ¡HAY MOLOTOV PARA RATO!

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s