A ocho pesos el pasaje de Metrobus…

Por: José M. Viniegra

El Sistema de Transporte Colectivo Metrobus analiza un ajuste probable a la tarifa actual, de dos pesos más, lo que lo dejaría en ocho pesos finales, según asegura el Director General, Guillermo Calderón.

Al estar en reunión con el vicepresidente de la Comisión de Fomento a la Inversión, y al haber sido revisado por parte de la Asamblea Legislativa, el pasado 3 de marzo indicó que habría una respuesta a esta sugerencia en próximos días.

Ya habían existido amenazas de parar la circulación de diez unidades por el incremento a la gasolina. Bueno; si recordamos que algunas unidades usaban gasolina a partir del reciclaje de aceite de cocina, no debería representar sino una oportunidad. ¿Conoces aquel dato de que Crisis, en japonés, significa peligro, pero también oportunidad? Pues bien: esta es una oportunidad para bajar costos mediante otros mecanismos de empleo de combustibles.

Mario Delgado Carrillo, presidente de la Comisión del DF, dijo Miguel Ángel Mancera (Jefe de Gobierno de la CDMX) que no le cargue a los capitalinos un aumento de costos en su diario transporte. De aumentar hasta ocho pesos, esto representaría un aumento del 60%.

No es posible, por Dios, que esta acción enferma de subir y subir precios mes a mes o año tras año continúe. No se debe ser experto en finanzas para reconocer que ello no nos ha llevado a ninguna solución absoluta. Tal vez estos expertos puedan considerar mil variables por las que es necesario hacerlo; pero un ciudadano promedio reconoce con facilidad el cómo los precios siguen subiendo y subiendo, mientras que los sueldos suben mucho menos, a una más baja razón. Por tanto, muchos de los trabajadores (arriba del 75%, si quiero ser optimista), cargan con esta carga de ineptitud o claro sadismo económico mediante más y más trabajo, sea en horas, en número de plazas ocupadas o en la reducción de la calidad alimenticia. Entonces, de dónde sacan la idea de que no se generarán desacuerdos a largo plazo. Es el gobierno, entre todos, quien lleva el estandarte que aboga por nuestra libertad económica.

Tampoco se trata de ver qué sector de la población o qué rubros en ésta se castigan para pagar los platos rotos. Se trata, claro, de economizar, pero esto sólo se podrá dar mediante una clara y objetiva coordinación de todos los que conformamos esta nación, en pro de generar menos gastos por sustitución de tecnologías, sin demeritar lo más importante: seguridad, alimentación y solvencia.

El que el Metrobús suba su acceso a 8 pesos nos lleva a pensar que el sistema no fue pensado en el pueblo (la mayoría) o que no sabemos aún lidiar con los problemas futuros adelantándonos a los males que nos atañerán cuando pasen algunos cuantos años. Falta de visión, o simple idea de crear negocio de lo que se pueda.

Personalmente, si pudiera llegar a otras rutas mediante otros medios, sea el que fuere, lo haría. No creo ser el único que vea mal que se eleve tanto el costo. Al gobierno puede parecerle que dos pesos es poco; pero entre tomates, tortillas y pasajes, lo que cada mes sube el costo de la vida alcanza puntos de tensión económica en los hogares y un riesgo en la seguridad; es un efecto dominó. La pregunta es: ¿Hasta cuándo seguirán subiendo los costos sin que aumenten los salarios más que los mismos gastos?

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s