VIVIR DE NOCHE: El tropiezo que le hacía falta a Ben Affleck

Por: Saúl Arellano Montoro

vivir_de_noche-390097024-large“Y ES QUE SIEMPRE ESTAMOS VIVIENDO DE NOCHE…”

Todos los directores del mundo, sin excepción, han tenido tropiezos en su carrera.

Nadie, por muy brillante y extraordinario que sea, mantiene siempre el nivel elevado al que nos tiene acostumbrado. Pareciera una regla no escrita en la carrera de los grandes realizadores del planeta.

Y claro que Ben Affleck, quien ha demostrado una capacidad tras la cámara impresionante, elegante, brutal y contundente en muy poco tiempo, no iba a ser diferente y para fortuna de él le llegó muy pronto con lo que tiene tiempo de reflexionar y aceptar que esta vez se equivocó.

Ni hablar, así está escrito.vivir_de_noche-152182771-large

“DIME SI ESTA NOCHE TÚ TE VAS DE RONDA, COMO ELLA SE FUE…”

La película, desde el argumento, tiene un poco de todas aquellas películas de anti-héroes personificados en el “buen” gangster. Y Affleck, además, se va a la década de los veinte para iniciar su historia. Hay que sumar a esto el contexto histórico por el que pasaba Estados Unidos con relación a su política exterior de intervencionismo en los países cercanos, específicamente Cuba, cuya población ha ido a Florida desde hace mucho tiempo antes de Castro, antes de los marielitos, antes de Obama.

Es entonces que con todos esos elementos a la mano, Ben Affleck tiene la hombrada de tratar de hacer una película épica en la que el personaje principal Joe Coughlin se mueve entre tiempos y contextos de forma parsimoniosa y cíclica buscando primero venganza y luego, naturalmente, redención que por supuesto no será así debido a que la vida es todo menos justa cuando más tranquilo estás.

viivir-de-noche-trailer-en-castellano-con-ben-affleck-66ke_1280w¿Resultado? Una larga película que pretende ser Hard Boiled pero endulzada para lucimiento de la fotografía, los paisajes y la ambientación. Una película en la que reconocemos influencia de “El Padrino 2” (1974 de Coppola) y “Erase una vez en América” (1984 de Leone) en cuanto a la grandilocuencia narrativa pero sin la sustancia, ni ritmo y mucho menos poesía. La poesía del ascenso, caída y recuperación del ser humano; donde la venganza juega un papel importante como la chispa del individuo para lograr su objetivo.

Entonces abre demasiados sub-temas, la voz en off contando los huecos no es suficiente para poder unir la trama que simplemente no es posible logrando un largo camino a una resolución abrupta que no da por terminada la cinta. Esto también es otro tema final que no aporta nada a lo que ya sabemos que va a ocurrir: el auto-perdón de Coughlin.

EN RESUMENben-affleck-y-chris-cooper-en-vivir-de-noche

Demasiados temas y situaciones en una película que se le fue de las manos y que terminó siendo un interminable camino hacia un final que nunca termina de convencer. Y si bien es cierto que tiene chispazos de la genialidad que Affleck nos tiene acostumbrados, con una fotografía preciosista en momentos con un buen manejo del encuadre narrativo; una música idónea, un diseño de arte perfecto y una edición que salva mucho de la historia, en su conjunto es una película floja a la que le sobra media hora de película y dos sub-tramas que descompusieron el ritmo y la narrativa épica que buscaba el director/guionista.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s