3 IDIOTAS: EL PLACER DE LO DESCONOCIDO

Por: Ilse Becerril

Del cine hindú reconozco no soy partidaria. Las escenas musicales típicas del país  y la incorporación de enseñanzas morales, parecen alejarse del argumento de Hollywood, por lo cual dichos filmes son inexplorados en occidente: las películas terminan siendo caseras.

La industria Bollywoodense, ofrece un centenar de imágenes que marcan la confluencia de la vida real.  Rajkumar Hirani, director, editor y guionista originario de Nagpur Maharashtras, inició en 2003 con la película  MBBS Munnabhai considerada un clásico de culto, rompiendo por completo las convenciones asociadas en la industria hindú. Un hombre malo que merece la oportunidad de rectificar, sin ser juzgado, ni castigado.

Su más reciente trabajo 3 Idiotas (2009), más allá de generar un espectáculo, la película protagonizada por Aamir Khan (Rancho), Kareena Kapoor (Pia ), R. Madhavan (Farhan) y Sharman Joshi (Raju), recalca el tema del hombre en la actualidad: se nace para ser máquina, cumplir con los objetivos de otros y no los nuestros. Se vive condicionado por la sociedad. Un análisis principalmente al sistema educativo que predomina hoy en día.

tres idiotas

A diferencia de los dos filmes pasados de Hirani, en 3 Idiotas no existe una instrucción religiosa.  Llevados por la aspiración y pretensión de reformar la organización de su sociedad, los protagonistas  infringen las normas. Rancho, el principal actor, enseña a todos a su alrededor que el éxito está en nosotros mismos, en hacer lo que se disfruta. “El corazón se manipula fácilmente. Tienes que engañarlo. Por muy grande que sea el problema, dile a tu corazón: Todo está bien”.

El largometraje que ganó diversos premios por guion y crítica, parece  clasificar a la industria hindú en la siguiente oración: es más importante el libreto que la estética. La narración en cuestión de tiempo es excesiva, y la tragedia mezclada con coreografías, rompe la tensión y frustración en el filme. Existe también, poca armonía en los paisajes y en la fotografía. Sin embargo, la actuación por Aamir Khan  logra simpatizar con el público por su versatilidad, estar triste y feliz en una escena.

Sí alguno de ustedes aún no ha visto el cine de Bollywood, véalo. Es probable que no encuentre mucho al respecto en occidente. Lo que demuestra que la vida puede estar bien, pero el mundo está muy mal.   Insisto: vea la industria hindú y si no lo hace, laméntelo.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.